El saber que existo

Diría que solo hace unos poquitos años empecé a existir. Me di cuenta que existo y que yo soy yo. Se que suena extraño, pero es algo sumamente importante. El darnos cuenta que de verdad existimos.

Cuando yo hablo de existir, hablo de darnos cuenta que somos alguien, que somos soberanos de nosotros mismos. La soberanía es definida como: “La propiedad de uno mismo (también soberanía individual o auto propiedad) es el principio de que el individuo es propietario de su propia persona, expresado en el derecho natural o moral de éste a controlar su cuerpo y vida.” Entonces, ¿de verdad somos soberanos?, ¿de verdad somos propiedades de nosotros mismos? En lo absoluto. Somos muchas cosas, menos soberanos. Nacemos en un lugar, y debemos luchar para sobrevivir, sujetos a limites sociales, geográficos, psicológicos, políticos, económicos, religiosos, etc.

Entonces, cuando hablo de darse cuenta de su propia existencia, es darnos cuenta que tenemos derechos, que somos seres con soberanía y conciencia individual propia. Que tenemos derecho a hacer lo que se nos de la gana. Tenemos derecho a escoger que hacer con nuestro tiempo y nuestra vida, tenemos derecho a escoger nuestros rumbos, y no las directrices, doctrinas o formas de ver o percibir el mundo como lo hacemos ahora. Desde nuestro nacimiento y durante muchos miles de años hemos estado atrapados en un pequeño juego. Donde, a cambio de tu soberanía, obtienes una falsa felicidad, que yo llamo comodidad. Es simple, de verdad lo es. Ponte a analizar tu vida, y encontraras que de verdad no estas haciendo lo que se te da la gana. Estamos regidos por ciertos parámetros sociales los cuales han sido impuestos y respetamos sagrada mente, ya sea por miedo, ignorancia, resignación u otra cosa.

El saber que somos alguien, que existimos, nos damos cuenta que nuestros derechos han sido arrebatados y que definitivamente este mundo es solo un ambiente creado para que nuestra conciencia individual este distraída.

El despertar espiritual, o la ascensión, que muchos buscan tan desesperada mente es esa, o por lo menos el comienzo de ella. Darnos cuenta que estamos atrapados en un juego, darnos cuenta que NO somos libres, darnos cuenta, que NO somos soberanos, darnos cuenta que somos mucho mas que esto, y que la vida es algo mas que solo distracciones banales e intentos de supervivencia en un cruel sistema.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s